DISFRUTA LAS TRADICIONES Y SIGUE UNA VIDA SALUDABLE

2 de febrero del 2008 | por Martha Olavarrieta

· Lo importante es tener un régimen alimentario saludable durante todo el año, pero uno se puede dar sus gustos de vez en cuando, como con los tamales del Día de la Candelaria
· La recomendación de los expertos es mantener un equilibrio en lo que comemos
· Un estilo de vida saludable nos ayudará a prevenir problemas como la obesidad.

En México, muchos días festivos están directamente relacionados con la comida, por ello es tradición cenar pavo, pierna y romeritos en Navidad, festejamos el Día de Reyes partiendo una rosca o un suculento pan en Día de Muertos, el próximo dos de febrero celebraremos el Día de la Candelaria saboreando unos ricos tamales acompañados de atole.

Muchas personas pueden pensar que con tantos días por celebrar, difícilmente podemos llevar un estilo de vida saludable, pero esto no es del todo cierto.

“Llevar una vida saludable, aún con tantos días que celebrar, es posible. La clave es tener un régimen alimentario saludable y nutritivo todo el año para poder disfrutar de vez en cuando de alimentos ricos en grasas y azúcares como tamales, pan y atole”, explicó Blanca Saint Martín Licenciada en Nutrición y ex investigadora del Instituto Nacional de Nutrición “Salvador Zubirán”.

De acuerdo con la especialista, la recomendación es mantener un equilibrio diario de lo que comemos, de manera que al final del día, aunque tengamos un exceso, se vea compensado con otros alimentos.

“Si queremos festejar el Día de la Candelaria, por ejemplo, podemos comernos un tamal y una taza de atole que son alimentos ricos en grasas y carbohidratos, pero el resto del día tendremos que comer ligero y tratar de consumir otros grupos de alimentos como proteínas magras (sin grasas), frutas, verduras y abundantes líquidos”, aseguró la nutrióloga.

Un error en el que no hay que caer es en hacer de esta práctica un hábito alimentario para todos los días.

“Es importante entender, que si bien podemos compensar en los días de festejo, no podemos comer así todos los días. De hecho, lo importante es no caer en la tentación de comer en exceso un día y romper la dieta subsecuentemente, sobre todo si este es el caso de las personas que están en un régimen para bajar peso. Lo importante es continuar con una alimentación balanceada al siguiente día de haber festejado, en este caso el 3 de febrero”, comentó la también directora de Nutricare Consulting.

Otra forma de disfrutar de las tradiciones, es utilizando ingredientes saludables en la elaboración de los alimentos como sustitutos de azúcar o leche baja en grasas.

“Ya existen en el mercado productos que nos pueden ayudar a hacer los alimentos más saludables, por ejemplo si vamos a hacer tamales de dulce, se pueden endulzar con un sustituto de azúcar como la sucralosa (SPLENDA®), para la elaboración del atole se pueden utilizar leche descremada baja en calorías y en lugar de saborizantes artificiales frutas naturales como guayaba, fresa e incluso arroz. Al usar este tipo de productos estamos haciendo alimentos más saludables, seguros y con buen sabor” señaló la especialista en nutrición.

Finalmente, llevar a cabo estás prácticas de estilo de vida saludable, pueden ayudar a la gente a evitar problemas de salud como la obesidad y el sobrepeso cuyas complicaciones pueden incluso provocar una disminución en sus expectativas de vida.

“Es importante celebrar las tradiciones para no aislarnos socialmente. Sin embargo, es bueno que lo hagamos de la manera más saludable posible pues eso nos ayudará a sentirnos bien, a evitar problemas como la obesidad y el sobre peso, y a tener una mejor calidad de vida” concluyó la licenciada en nutrición Blanca Saint Martín, ex investigadora del Instituto Nacional de Nutrición “Salvador Zubirán y directora de Nutricare Consulting.

Recomendaciones para este Día de la Candelaria:

El consumo de una taza de atole en combinación con un tamal, aporta alrededor de 500 a 700 kcal (dependiendo del tipo de tamal) por lo que para un adulto promedio representa cerca del 50% de la energía que debe consumir en un día. En el caso de disfrutar de ambos productos, el otro 50% de la energía que requerimos puede cubrirse con:

Un desayuno ligero: Yoghurt descremado. Para endulzarlo y disfrutar de un mejor sabor, utilice sustituto de azúcar con sucralosa (SPLENDA®) y una taza de fruta, aporta 180 kcal

Una comida equilibrada: Ensalada de verduras con una cda. de aderezo, una pieza de carne, pollo o pescado en cualquier preparación excepto mole, pipián o caldillos con grasa o crema y una gelatina baja en calorías, aportan 300 kcal

Cena ligera: Puede incluir 2 quesadillas asadas con 30 g de queso cada una, si se combinan con alguna verdura, aportan tan solo 250 kcal.

Siguiendo estas sencillas recomendaciones se puede disfrutar el día de la candelaria con toda la tradición que implica, se evitan los excesos y se mantiene un estilo de vida saludable que promueve un peso corporal adecuado.

CompartirShare on FacebookTweet about this on TwitterShare on LinkedInEmail this to someone

Etiquetas: , , , , , , , , , ,




Comments are closed.